Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Sociedad contemporánea’

Región de Kivu en Congo y la zona de los lagos en Ruanda

Región de Kivu en Congo y la zona de los lagos en Ruanda

La ONG, South Africa Resource Watch (SARW) denuncia en la ONU a las empresas implicadas en el comercio ilegal del coltán en el Congo

La organización no gubernamental sudafricana South Africa Resource Watch (SARW) ha publicado una lista de las empresas multinacionales supuestamente implicadas en el comercio ilegal del coltán en la región de Kivu, en el este de la República Democrática del Congo (RDC). (1)

La lista con los nombres de las empresas también fue publicada el pasado mes de diciembre en la revista africanista Umoya. (2) Según recoge dicha publicación, la ONG SARW hizo llegar una copia de la lista a cada uno de los países miembros del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas.

Entre las 22 empresas incluidas en la lista recopilada por SARW figuran: las estadounidenses Cabot Corporation, Kemet Electronics, Speciality Metals Company, Trinitechinternational Inc. y Vishay Sprague (norteamericana-israelí), las británicas Afrimex, Amalgamated Metal Corp. y Euromet, las belgas Cogecom, Sogem y Trademet, las alemanas H.C. Starck GmbH & Co y SLC Germany GmbH y las chinas Ningxia Non Ferrous Metals y Pacific Ores Metals (cuya sede esta en Hong Kong). También aparecen empresas de Uganda (Commet Uganda Coltan Trading), Suiza (Finconcord SA), Malasia (Malaysian Smelting Cor.), Kazajistán (Nac Kazatomprom), Ruanda (Eagle Wings Resources) y de Saint Kitts, en las Antillas (Finmining y Raremet Ltd).

De acuerdo con Umoya, el informe publicado “levanta el velo que oculta a estas decenas de empresas que se benefician del comercio ilegal del coltán, una mezcla de tántalo y columbio utilizado en la fabricación de los teléfonos móviles y de los videojuegos”. El comercio ilegal de coltán es una actividad “muy rentable para los rebeldes y los grupos armados que controlan la región”, pero a su vez, es “una actividad al margen de la legalidad, que desestabiliza desde hace una decena de años el este de la RDC y alimenta la guerra”.
————————
(1) Foto obtenida Wikipedia.
(2) Umoya es publicación perteneciente a los Comités de Solidaridad con el África Negra.

Read Full Post »

Se cumplen 60 años de la Declaración Universal de los Derechos Humanos

El miércoles 10 de diciembre se cumplirán 60 años de la aprobación de la Declaración Universal de los Derecho Humanos por parte de la Asamblea General de la Naciones Unidas. Los orígenes de esta trascendental iniciativa se remontan al proyecto social de la ONU, cuando en virtud de lo establecido por el artículo 68 de la Carta de las Naciones Unidas les fue encomendado a los 18 miembros de la Comisión de Derechos Humanos la elaboración de una serie de instrumentos para la defensa de los derechos humanos.

Eleanor Roosevelt

Eleanor Roosevelt

La Comisión de Derechos Humanos creó un Comité formado por ocho miembros, bajo la presidencia de Eleanor Roosevelt, ex Primera Dama de los Estados Unidos. El resto de los integrantes fueron: René Cassin de Francia; Charles Malik del Líbano; Peng Chun Chang de China; Hernán Santa Cruz de Chile; Alexandre Bogomolov y Alexei Pavlov de la antigua Unión Soviética; Lord Dukeston y Geoffrey Wilson del Reino Unido) y William Hodgson de Australia. También fue de especial relevancia la participación de John Peters Humphrey, de Canadá, el entonces director de la División de Derechos Humanos de la ONU.

El profundo compromiso de los 8 delegados, permitió que los 60 países que componían la Asamblea General de las Naciones Unidas reunidos en el palacio de Chaillot en París votaran sus 30 artículos. Al aprobar la resolución 217 A (III), de 10 de diciembre de 1948 proclamarán su adhesión a un texto destinado a convertirse en “un ideal común por el que todos los pueblos y naciones deben esforzarse a fin de que tanto los individuos como las instituciones, inspirándose constantemente en ella, promuevan, mediante la enseñanza y la educación, el respeto a estos derechos y libertades, y aseguren, por medidas progresivas de carácter nacional e internacional, su reconocimiento y aplicación universales y efectivos, tanto entre los pueblos de los Estados Miembros como entre los de los territorios colocados bajo su jurisdicción”.

Un futuro incierto

No obstante, la Declaración Universal de los Derechos Humanos nació en un momento crítico para la Humanidad, pues fue “aprobada bajo los peores auspicios, en medio de un mundo desangrado que recién acababa de salir de la II Guerra Mundial, y que se encontraba próximo a entrar a la Guerra Fría. Era un mundo injusto, en donde la inmensa mayoría de sus pueblos vivían sometidos al yugo del colonialismo”. Sin embargo, a pesar de ese duro escenario, este comprometido puñado de mujeres y hombres idealistas trabajaron arduamente para crear un nuevo punto de partida en el ideario de dotar a la Humanidad de unos instrumentos políticos, jurídicos y morales, los cuales le permitan al mundo de la posguerra afrontar el futuro desde una nueva perspectiva . Tan solo tres países votaron en contra del texto: la Antigua Unión Soviética, Arabia Saudita y África del Sur.

A partir de ese momento, la Convención contra el Genocidio aprobada el 9 de diciembre de 1948, la Declaración Universal de los Derechos Humanos aprobada el 10 de diciembre; junto con la Carta de San Francisco, (el tratado fundacional de las Naciones Unidas) serán los tres pilares en que descansa esa apuesta de futuro de esa incipiente Comunidad Internacional.

Un aniversario y una reflexión sobre el futuro

Como bien señala Mary Robinson, ex presidenta de Irlanda en el extenso reportaje que realiza el periódico El País para concienciarnos sobre la importancia del acontecimiento, “cuando repasamos las últimas seis décadas, es evidente que la puesta en práctica de las obligaciones relacionadas se ha quedado muy lejos de los compromisos que se adquirieron. Desgraciadamente, se puede afirmar que las deficiencias en esa puesta en práctica se han vuelto aún mayores en los últimos años. ¿Qué se puede hacer hoy en día, en vísperas del 60º aniversario de la declaración, para que el mundo se mueva en una dirección que nos ofrezca más esperanzas de avanzar en el camino de hacer realidad los derechos humanos? ¿Cómo podemos además avanzar y fijarnos nuevos compromisos para el futuro? ¿Cómo volver a reclamar el mensaje unificador de la Declaración Universal y volver a comprometernos en la labor de hacerla realidad? ¿Qué podemos hacer para conseguir que los derechos humanos formen parte de las políticas y prácticas empresariales dominantes?”

Actualmente, la Comunidad Internacional se encuentra en el dilema de definir las respuestas a cada una de estas preguntas que plantea al ex presidenta Robinson, de manera que todos los seres humanos podamos juntos recorrer un nuevo sendero que garantice la consecución de esa aspiración colectiva de la Humanidad, según ha sido recogida en el preámbulo de la declaración,“ la libertad, la justicia y la paz en el mundo tienen por base el reconocimiento de la dignidad intrínseca y de los derechos iguales e inalienables de todos los miembros de la familia humana”.

Read Full Post »

Nos encaminamos hacia una “recesión medioambiental”

El Informe Planeta Vivo debe ser considerado como una radiografía de la salud de nuestro planeta, en donde se evidencia que el gasto “imprudente” de los recursos naturales “está agotando el capital natural del mundo hasta un punto en el que estamos amenazando nuestra prosperidad futura”. Podemos afirmar que si no actuamos de una manera mas responsable el planeta se enfrenta a una “recesión medioambiental”, ya que la huella ecológica -el indicador que estima la cantidad de recursos naturales necesarios para sostener el nivel de consumo de una sociedad y asimilar sus desechos- excede la capacidad de regeneración de la Tierra en un 30%.

El informe de la organización WWF/Adena concluye que más de las tres cuartas partes de la población mundial vive en países “deudores ecológicos”, en los que su consumo nacional ha excedido su propia biocapacidad. De esta forma, una gran mayoría de las naciones está manteniendo estilos de vida y un crecimiento económico utilizando el capital ecológico de otras partes del mundo.

Los países con mayor huella ecológica son Estados Unidos y China, ya que cada uno de ellos utiliza cerca del 21% de la biocapacidad del planeta. Es decir el 42% de toda la biocapacidad. Los cinco países con mayor huella de impacto medio ambiental por persona son Estados Unidos, Australia, Emiratos Arabes Unidos, Kuwait y Dinamarca.  En una situación diferente se encuentran Bangladesh, Congo, Haití, Afganistán y Malawi que registran las menores tasas de impacto medio ambiental.

Tal y como mencione ayer, España ocupa la duodécima posición a escala mundial y tiene un déficit ecológico del 338%, lo que significa que los españoles en el futuro necesitarán casi 3,5 países más para mantener sus actuales demandas de consumo y de estilos de vida. Además de la huella ecológica, el informe incluye por primera vez datos sobre la huella hídrica, un indicador que muestra la importancia del agua utilizada como materia prima y que permite medir el impacto en las reservas mundiales de agua.

La huella hídrica, como variable nos permite analizar el volumen de agua dulce usada globalmente para producir los bienes y servicios consumidos por cada ciudadano. Por ejemplo, en la fabricación de una camiseta de algodón se requieren 2.900 litros.  Cada persona gasta una media de 1,24 millones de litros de agua cada año . Esa cantidad de agua equivale aproximadamente a la mitad de la que se necesita para llenar una piscina olímpica.

En cuanto a la huella hídrica, España ocupa la quinta posición a escala mundial.  También forma parte del grupo de Estados del Mediterráneo junto con Portugal, Italia, Grecia y Chipre que cada vez, tienen un mayor “estrés hídrico” provocado por el hecho de que el agua empieza a convertirse en un bien escaso al ser más importante la demanda que la cantidad disponible. Según el informe esta situación en los próximos años empeorará como consecuencia del cambio climático.

No obstante este panorama sombrío, el informe considera que “no es demasiado tarde para impedir una recesión ecológica irreversible”, y apuesta para ello por “la eficiencia energética, las energías renovables y la disminución de emisiones de CO2 a la atmósfera”.

Read Full Post »

Edificios en Sao Paulo
El Programa de las Naciones Unidas paras los Asentamientos Humanos, UN-Habitat (en inglés) ha   presentado en la ciudad brasileña de Río de Janeiro su informe bianual sobre el estado de las ciudades de los países en desarrollo. Según denuncia la ONU, un tercio de la población que habita en las ciudades de los países en desarrollo, vive “en viviendas precarias, con fallos en los servicios de saneamiento o sin acceso al agua potable.”

Las condiciones de vida más duras y lamentables se encuentran en el África subsahariana y el sur de Asia, en donde el 62% y el 43 % respectivamente de la población urbana vive en chabolas o arrabales. En el caso de los núcleos urbanos de América Latina y el Caribe, por su parte, esta situación la padece el 27% de sus habitantes.

En América Latina: Brasil y Colombia tienen las ciudades con mayores desigualdades.

Según la directora de UN-Hábitat para América Latina, Cecilia Martínez, el principal problema para la región no es la pobreza, sino “el aumento de la disparidad entre ricos y pobres”, que “está aumentando hoy más que nunca”. América Latina se sitúa como “la región con mayores diferencias del mundo, con una nota de 0,55 en el índice Gini, el indicador más utilizado para medir las disparidades de renta y que utiliza una escala entre 0 y 1.”

Martínez ha señalado que las grandes ciudades de Brasil y Colombia son las que tienen mayores desigualdades entre ricos y pobres. También destaca el informe que las ciudades de Argentina, Chile, Ecuador, Guatemala y México reciben muy mala evaluación y superan la “línea de alerta” de 0,4.

América Latina se sitúa, además, como la región más “urbanizada” del planeta. El 77% de su población vive en ciudades, una cifra que, podría alcanzar el 85% hacia el año 2018.

Los problemas más generalizados en América Latina son “el acceso al agua potable y a los servicios sanitarios básicos, una situación que preocupa mucho a la ONU especialmente en los casos de Guatemala, Haití, Nicaragua y Bolivia”.

Read Full Post »

Definición de concepto: gentrificación

Según la Wikipedia: “El aburguesamiento, o gentrificación (del inglés, gentrification) es un proceso de transformación urbana en el que la población original de un sector o barrio depauperado y deteriorado es progresivamente desplazada por otra de un mayor nivel adquisitivo a la vez que se renueva y mejora.”

Origen del fenómeno:
La gentrificación comienza cuando un grupo de personas de un cierto nivel económico “descubren” un barrio que, a pesar de estar degradado y descapitalizado, ofrece una buena relación entre la calidad y el precio y deciden instalarse en él. Estos barrios suelen estar situados cerca del centro de la ciudad o contar con determinadas ventajas, como el estar situados cerca de polos de empleo, etc.” .

Algunas Implicaciones:
La gentrificación casi siempre tiene graves consecuencias para los habitantes originales del barrio. La llegada de los nuevos habitantes del barrio supone que poco a poco la población original será reemplazada y en muchos casos será desplazada hacia otros barrios degradados dentro de las ciudades o a los suburbios.

La dimensión del problema no solo es de carácter económico.
En la medida en que el barrio se pone de moda comienzan a subir los alquileres, y también el coste de la vida. Aumenta el valor de la propiedad, pero también la presión fiscal, pues suben los impuestos y otros de tipos de gravámenes que los empobrecidos vecinos muchas veces no pueden afrontar. En muchos casos se trata de viviendas y pisos de renta antigua cuyos propietarios cobran unos bajos alquileres y por ese motivo no realizan ningún tipo de reforma con el propósito de presionar a muchos inquilinos para que se vayan y entonces poder reformar y subir los precios.

Al final, a los vecinos antiguos no les queda otra opción que malvivir en casa semi-derruidas, malvender sus pisos antiguos y marcharse del barrio pues no tienen la capacidad para afrontar la carga económica que supone vivir el recién reformado barrio. Con ello se destroza, el tejido urbano y social de la ciudad, pues se destruyen los lazos afectivos y la identidad de comunidades cuyos habitantes han mantenido durante siglos como es el caso de muchas ciudades europeas.

Este fenómeno de especulación inmobiliaria en Madrid se ha producido en el barrio de Chueca y en las zonas de Bilbao, Latina, Opera, Santa Ana y Lavapiés.

Read Full Post »

Los bobos a manera de introducción (1)

“Las élites educadas imponen formas sofisticadas de consumo masivo a partir de finales del siglo XX, a la vez burguesas y bohemias, cuyas nota característica suele ser la preferencia por los productos exóticos, orgánicos o elaborados artesanalmente.

Burgués bohemio es una clasificación sociológica informal que describe a los miembros de un grupo social ascendente en la era de las nuevas tecnologías, caracterizado por su pertenencia funcional al capitalismo (empleados y empresarios de grandes compañías) junto con sus valores contraculturales “bohemios” y hippies.

Origen y desarrollo del término

Burgués bohemio fue originalmente una noción de “sociología cómica” introducida en el libro Bobos in Paradise: The New Upper Class And How They Got There del periodista David Brooks, publicado originalmente en el 2000. La contracción bo-bo es usada para describir a una categoría de personas conformistas pero tolerantes que consumen productos caros y exóticos. Su equivalente en español sería bu-bo.

De acuerdo con Brooks, si en el siglo XIX los artistas e intelectuales franceses iniciaron la revuelta bohemia contra el materialismo y la estética burguesa, esta nueva “clase social” pretendería fusionar ambas tradiciones. Pero si Marx identificaba a las clases sociales de acuerdo con su papel en la producción (propietarios de capital, proveedores de mano de obra), Brooks dice que los bu-bos se caracterizan por sus patrones de consumo.

Los burgueses bohemios son considerados como un refinamiento de algunos de los llamados yuppies pues sofisticaron sus gustos, ampliaron sus horizontes culturales y trataron de eludir la acusación de ser consumistas frívolos. De acuerdo con Brooks, los burgueses bohemios se caracterizan por mezclar el idealismo liberal de los años 60 y el egoísmo individualista de los 80, así como por sentirse culpables de consumir de manera frívola (por lo que prefieren productos exóticos importados, del llamado comercio justo u orgánicos).

El término tiene equivalentes similares en inglés, francés y alemán, entre otras lenguas.

En Francia, de acuerdo con Pierre Merle, la noción de «Burgués bohemio» apareció el 15 de junio del 2000 en un artículo de la revista Courrier International. (2) Tiene en ese país un sentido peyorativo que designa a un tipo de conformista: gente adinerada, normalmente parisina, políticamente correcta, simpatizante -en general- de la izquierda ecologista y de íconos revolucionarios como el Ché Guevara o el mayo del 68. (3) El cantante francés Renaud compuso e interpreta una canción dedicada a los bobos (bourgeois bohèmes) que reproduce los estereotipos que les son asociados en ese país europeo.

Los burgueses bohemios disfrutan de una vida bohemia sin las preocupaciones económicas que tienen artistas y “verdaderos” bohemios. Viven en barrios chic del centro de las ciudades (como el barrio du Marais en París, Soho en Nueva York o la Colonia Condesa en México, D.F.). También se les atribuye la gentrificación de los barrios populares cuando éstos se vuelven a la moda. (4) y (5).

Referencias

1. Toda la información relacionada con el concepto Burgués bohemio ha sido obtenida de la Wikipedia.

2. Pierre MERLE, Les Mots à la con, Mots & Cie, 2005, p.19.

3. Pierre MERLE, Ob. Cit., pp.19-20.

4. “la lutte des classes revient à Paris! Des bourgeois bohèmes à la segrègation”

5. Cahier supplement sur l`inmobilier à Paris, numèro 2851 de L`Express du 23 fèvrier au 1 Plantilla: er mars 2006. ”

Read Full Post »

Un anti-bohemio burgués en Madrid o el diario de un egotista.

El nombre de este blog surge como una crítica o reacción al estado actual de la cultura y la sociedad tras la irrupción de los “bobos”, los boheme-burgueois según fueron definidos a principios de esta década por Pierre Merle y David Brooks. A pesar de que estos dos autores en cierto modo tienden a situar a los “bobos” casi como los herederos espirituales-materiales de los yuppies. Para mi no solo son sus herederos espirituales-materiales, mas bien son una especie de mutación bicéfala de los yuppies y los hippies en esta era de la globalización.

Parafraseando a los posmodernos de finales de la década de los ochenta del siglo pasado una “nueva forma de sentir, ver, estar y de ser en el mundo” se ha instalado en el seno de las ricas sociedades post- industriales en las últimas décadas. Este momento coincide entre 1993 y 2002 con uno de los periodos de mayor creación de riqueza en la historia de la Humanidad. Pero no solo fue este el único momento, también en los años 60 en los Estados Unidos, algunos países de Europa y Japón se desarrolló un proceso de gran crecimiento económico y social que posteriormente tendrá sus repercusiones en la economía mundial.

El término “bobo” podría utilizarse para referirse a una gran cantidad de personas que hoy día tienen unas edades comprendidas entre los 30 y 65 años. Durante décadas, las filas de esta nueva “sensibilidad”, la de los “bobos” se estuvo nutriendo de una heterogénea amalgama de “conformes”. En mi opinión, entre muchos de los “bobos” existen una serie de elementos comunes que me hacen pensar que su origen es mucho más antiguo, y que su composición demográfica es mucho más amplia porque si vemos el origen de las personas que en las ultimas décadas terminaron en las filas de los “bobos” podemos incluir a mucha gente que formó parte o coqueteó con el movimiento hippie en los sesenta y setenta y que mas tarde renegó de sus ideales. A su vez, en los años setenta y ochenta se incorporan numerosos ex militantes desmovilizados de las organizaciones políticas vinculadas tanto a la izquierda como o la derecha del espectro político que tras la caída del bloque soviético se encontraran sin rumbo ideológico. También a numerosas personas con un alto nivel cultural, con pretensiones intelectuales, o con temperamentos artísticos pero que no lograron desarrollarlos hacia ninguna parte por que fueron absorbidos en una sociedad dominada por las fuerzas del mercado y el consumo.

En los últimos veinte años, a gran parte de estas huestes del “movimiento bobo” se les unieron jóvenes provenientes de las generaciones X, Y y los llamados Millennials, recién egresados de las universidades a quienes el momento de bonanza económica que se vivía en las sociedades occidentales les auguraba grandes promesas de futuro en el paraíso neoliberal que se avecinaba.

A sus cuatro pilares o paradigmas los llamare las 4 C`s del consumo: casa, coche, centro comercial, y crédito, fueron el señuelo para que alistaran millones de personas como voluntarios, a la vieja-nueva causa del mercado y el capital. Poco a poco casi todos optaron por aburguesarse y tras cumplir sus funciones como abogados, políticos, banqueros, gente del mundo del marketing y la cultura y de una larga lista de profesiones liberales o técnicas con su ingenio y codicia entre todos han ayudado a crear estos enormes engendros de especulación y explotación que se han llamado: la burbuja de las telecomunicaciones, la burbuja tecnológica o de las dot com, la burbuja inmobiliaria y la actual crisis financiera que con sus inciertas consecuencias se cierne sobre un mundo en donde la cultura se volvió hace ya mucho tiempo un burdo objeto de consumo o una mera pose para diferenciarnos del resto.

Todo esto que describo acontece en unas sociedades en donde el tedio, el morbo, el espectáculo, la falta de sensibilidad y de solidaridad se ha instalado como norma. En donde la educación y la cultura se han mercantilizado hasta el punto que las facultades de Derecho, Humanidades, de Políticas, Empresariales e Ingeniería son las grandes fábricas de “bobos” del futuro.

Este contradictorio fenómeno ha provocado que en nuestras sociedades post industriales vivamos instalados permanentemente entre la neurosis y el miedo, entre la novedad y la indiferencia; el tedio y la desmovilización extrema o los compromisos políticos efímeros light o “a la carta”. En donde no solo se ha fundido el consumo mas exacerbado e irracional, junto a fenómenos como “los nuevos ecologistas”, lo posmoderno, lo kitsch u hortera, lo “fashion”, lo “New Age”, lo banal, las fobias y lo teatral sino que todo esto coexiste de manera esquizofrénica en una curiosa amalgama junto con las ideas y conceptos mas sublimes que desde siempre han formado parte del acervo humano y que antiguamente formaron los motores y paradigmas de los cambios sociales y las luchas políticas como la libertad, la belleza, el amor a la naturaleza, lo espiritual, la solidaridad, la justicia y la paz.

Hoy día, en este escenario tan globalizado el concepto ciudadano en cierto modo ha sido reemplazado por el concepto consumidor como el principal actor y sujeto de derechos. Los habitantes de diferentes países en función de su adscripción como consumidores comparten los mismos derechos y privilegios más allá del lugar en que ubique su origen nacional, las condiciones sociales o democráticas de su país dando paso a una nueva categoría de ciudadano global. Si nos fijamos bien los centros de las grandes ciudades del mundo están llenos de esta categoría supranacional de personas que comparten los mismos valores, gustos estéticos y pertenecen a esta nueva clase social. En los centros de ciudades como: Nueva York, Boston, Los Ángeles, Washington D.C., San Francisco, Miami, Paris, Bruselas, Estocolmo Calcuta, Bangkok, Moscú, Sao Paulo, México D.F., Berlín, Londres, Madrid, Sydney, Hong Kong, Shanghai, Tokio cada vez, hay más personas conformes, desmovilizadas y satisfechas…todo eso a pesar de las duras imágenes que continuamente vemos de lugares como: Irak, Haití, Birmania, Darfur, los sucesos de París de 2005 o el Katrina. En cierto modo, en nuestras satisfechas sociedades todos parecemos “bobos”…

La verdad es que muchos “bobos” no son ni tan jóvenes ni tan viejos solo tienen mucho dinero, poco compromiso y mucho tedio pero recuerdan con suma nostalgia sus ideales traicionados de juventud y piensan que pueden volver a vivir esa época. Pero su condición de “bobos” y su falta de compromisos ideológicos serios se lo impiden. El transcurrir del tiempo les hace vivir todas sus contradicciones ideológicas entre ser y no ser, en un continuo y neurótico oscilar entre ser bohemios y ser burgueses.

Para concluir, la segunda parte del nombre de este blog es un juego y homenaje a tres obras literarias de dos autores del siglo XIX: Recuerdos de Egotismo y Las memorias de Henry Brulard de Stendhal y Las confesiones de un hijo del siglo de Alfred de Musset dos grandes autores, cínicos y críticos como los haya habido, que supieron retratar con fidelidad y precisión la decadencia de la burguesía y de los valores de la sociedad de su época…

En la nuestra, los “bobos” nos han invadido y están por todas partes… lo que no sabemos es quienes son “los nuevos amos sin rostros del mundo” y hacia donde nos llevan los tiempos que corren y las fuerzas del mercado… No todos queremos ser “bobos” pero lo cierto es que en nuestras consumistas sociedades occidentales algunos se han empeñado en que todos seamos “bobos” o al menos lo parezcamos…

Read Full Post »